27 may. 2016

Siempre listo

Obra de Camilo Villalvilla.
No basta con morirte de una carcajada,
de cara al sol
o con los ojos vendados,
de espaldas
a la interminable noche de un muro.
No basta con darte por vencido
justo en medio del océano
y lanzar
lo que queda de ti
por la borda.
No basta con saber intuir
los pasos a ciegas
de los antiguos danzones,
tampoco aprender a vivir
sin antepasados
ni personas que sean capaces
de reconocer tu rostro
y llamarte por tu nombre.

No es suficiente con echarle de menos
a un país en el que en realidad
nunca llegaste a vivir.
Ser cubano es estar siempre listo
para que aparezca alguien
con un rencor más viejo que el tuyo.

No hay comentarios: