16 oct. 2015

Don Fli

Hace ya una semana que estoy en cama. Todos estos días de convalecencia han sido muy difíciles, pero he tenido recompensas como la visita de Don Fli, un diestro y sabio artesano de Yamasá que ha dejado nuestras mecedoras como nuevas. 
—El guano tiene muchos secretos —me dijo con cara de misterio—, pero no se preocupe porque yo me los sé todos. 

1 comentario:

Anónimo dijo...

Recupérate cubano querido. Tu silencios hacen muhco ruido.
En este momento brindo por tu saludocn una taza del major café dominicano.