27 ago. 2008

La buena estrella, la mala Estrella

Bajo el seudónimo de Estrella, un(a) lector(a) de este blog dejó un comentario en el post ¿Quién merece la solidaridad, cinco espías o decenas de presos de conciencia?. Cito el texto íntegro, sólo he moderado las faltas de ortografía, los errores en la puntuación y los problemas de concordancia. El párrafo de más abajo, es mi respuesta.
“Me parece que este Gorky es un provocador y bueno, que lo disfrute −dice Estrella−, es un honor para cualquier rockero que le pase eso. Así que déjense de tanta cosa. Por otro lado, creo que esa fama que le están dando es sólo por decir cosas de Fidel o de política. Eso estará muy bien, pero la verdad [es que] de arte y música no tiene nada. Así que deberían pedir apoyo a otros, no a los artistas. En Cuba no lo conoce nadie, la verdad. La manipulación viene de todos lados y a mí no me jode nadie, ni firmo ni apoyo nada. Allá las ovejas...”
Estimada Estrella (en el más que poco probable caso de que en verdad te llames Estrella). Si te soy del todo honesto, nunca he escuchado la música de Gorki Águila, tampoco necesito hacerlo ahora que defiendo su derecho a decir lo que piensa sin ser reprimido ni encarcelado. Tu excusa es el pretexto del que siempre se ha valido Fidel y todos los que alientan su dictadura para ganarle la partida a sus adversarios: la descalificación.
Mientras Raúl Rivero estuvo cerca de Nicolás Guillén y representaba a la UNEAC en eventos internacionales, era uno de los grandes poetas de su generación; en cuanto disintió, se convirtió en un escritor mediocre y en un alcohólico que le pegaba a sus mujeres. Mientras Zoé Valdés fue funcionaria del ICAIC, era merecedora de importantes premios literarios (llegó a ganar, incluso, el de FMLN, la guerrilla salvadoreña); pero una vez que hizo la primera declaración adversa, se convirtió en una farsante hasta para los que la galanteaban como moscas.
Apuesto a que si Gorki tocara lo que toca actualmente, pero a favor de la revolución, se presentara hasta en la Tribuna Antimperialista, como una prueba de diversidad cultural y de las distintas formas de expresión revolucionarias. No hace falta que en Cuba nadie conozca a Gorki, ni que su obra sea tan trascendente como la de Silvio. Lo que si hace falta es que nadie viole su derecho a decir lo que piensa sin ser reprimido y mucho menos encarcelado. Nadie te está pidiendo, Estrella, que firmes nada, pero al menos por pudor, deberías hacer silencio si no tienes el valor de gritar ante una injusticia como esa.
Si Gorki fuera tractorista, pescador o panadero, también saldría en su defensa. Te repito, no defiendo su obra sino sus derechos. No hablo de sus canciones sino de su libertad, que al final, es la misma que nos merecemos todos nosotros.

6 comentarios:

LEMIS dijo...

Bravo, Camilito, siempre serás mi ídolo.

Lemis

Ainelid Taveras dijo...

En sobrada consonancia con tus criterios, me detengo a escribir algo que de seguro se sumará a las muchas cartas que recibes vía este blog.
Me entusiasma observar la forma como defiendes lo justo, y de igual forma me lastima la sonrisa el ver como todavía se sigue confundiendo la verdad con la costumbre y se pretende desarmar a los valientes, dando bofetadas a la libertad de forma asqueante y burlona.
Qué pena por la Estrella que no sabiendo de alturas ni de aristocracia de alma, se siente en el ánimo de hablar….
Hasta siempre Camilo, y felicidades.

Dagmar Muñiz dijo...

Hola Camilo,
Soy contemporánea contigo y también estudié en la ENA, seguramente coincidimos, pero no recuerdo que nos hayamos conocido. Mi nombre es Dagmar y soy pianista, resido en Barcelona y hace tiempo ya que leo tu blog y te quería escribir para felicitarte. Yo hace una semanita, decidí también comenzar con uno, todavía está en pañales. Aquí te envío mi dirección:
www.elpuntoylacontroversia.blogspot.com
Espero poder seguirte el rastro a través del ciberespacio.

LEMIS dijo...

Ha salido hoy en Mexico el primer disco compacto del controvertido piquete cubano Porno Para Ricardo. Cuando lo escuchen, traten de imaginar la tremenda energía de una descarga en directo, en la que los componentes del grupo integran la interacción con la audiencia con elementos escénicos que llevan la libertad de expresion más allá de los límites aceptados, provocando al publico a cuestionar prejuicios sexuales y sociales. Son esos performances en vivo, más que las grabaciones, que raramente se pasan por la radio, los que han ganado para Porno un status de casi leyenda en la isla. Este disco es un homenaje al talento y carisma del líder del grupo, compositor, guitarrista y cantante, Gorki Aguila, quien ni siquiera ha podido ver terminado este proyecto..

Gorki está en la cárcel en Cuba. El pasado abril recibió un aviso gubernamental de que debia cambiar el nombre al grupo asi como las letras de las canciones, ya que, le dijeron "las cosas ya no son como antes". Gorki se negó, y a los pocos días, tras participar en el festival anual de rock de Pinar del Río y ofrecer uno de sus más provocativas actuaciones, fue arrestado e inmediatamente confinado sin posibilidad de fianza y en régimen de alta seguridad a la Prision Provincial de Pinar del Río.

La policía detuvo a Gorki siguiendo las nuevas normativas anti-droga, que permiten a las autoridades sacar de la circulación a personajes incómodos o contestarios bajo una mera e infundada sospecha. En este caso, la policía se basó para el arresto en la presunta denuncia de una asistente al concierto, quien habría acusado a Gorki de haberle vendido "una pastilla". En el juicio, que fue público y se celebró el pasado 6 de Agosto, la acusación no presentó pruebas de los cargos imputados, y las alocuciones giraron alrededor del carácter anti-social de la música rock, y del grado de participación en actividades ciudadanas por parte de Gorki. Sin más, Gorki fue hallado culpable de un delito de tráfico de drogas y condenado a cuatro años de prisión mayor.

Gorki se halla actualmente cumpliendo condena en la citada prisión en condiciones infrahumanas y de semi-aislamiento, en una celda de 2.5 x 1.5 con otro recluso, sin acceso directo a fuente de agua y sin alimentos suficientes ni atención médica adecuada. No se le permite abandonar la celda ni para bañarse ni para comer, nada más que para salir al patio del penal durante dos horas a la semana, y para acudir a las sesiones periódicas de reeducación. No tiene acceso a prensa, radio o televisión, y solo puede recibir visitas por parte de sus familiares más cercanos, y ello solamente una vez cada tres meses.

Espero que escuchen el disco de Porno Para Ricardo que hoy se presenta y aprecien la valentía que reflejan tanto la música como las letras y que le valieron a Gorki su libertad.

Escrito por L. Hernandez

guillermo aldaya dijo...

Gracias, Camilo. Por pensar, por las tantas verdades, por la pasión y la justicia con que nos defiendes,... por la leña, en fin, que echas, sin temor a las llamas, y en mi nombre, al fuego.

Dedalus dijo...

Me perdonan los lectores, y Camilo si me publicas este comentario, pero al respecto de este post, a quien diga que dice que Gorki no es conocido en Cuba (por lo menos hasta su último encarcelamiento no lo fue) desde luego que no, su musica es musica de frikis y punkeros, por favor!!!. Desde cuando es musica de multitudes????

Algo, les digo algo, mis amigos y yo tenemos escuchando a Porno para Ricardo no meses, sino años. Me da mucha gracia que los medio-tiempos de gustos aburguesados se planteen que los artistas de punk y metal no son populares. No me digan que tampoco conocen nada de Habana Abierta (ah, Camilo, no es cierto que lo unico que nos ha pasado desde Silvio y Pablo ha sido el Buena Vista Social Club, ya ves como todo es discutible, mira, yo no los escucho)

Señores, que viva la pluralidad, y a no generalizar y a callarse cuando se va a hablar de lo que se ignora!!!